Vivimos un periodo en el que la palabra tranquilidad parece lejana y sin sentido. Sin embargo, como médicos y como compañía experta en la tranquilidad de las personas con más de 40 años de experiencia, sabemos que, en estos momentos, la tranquilidad es más necesaria que nunca, porque es la mejor manera de ser responsables y útiles a nuestra sociedad.

Por eso te damos la bienvenida a Ahora más que nunca, tranquilidad. Un portal creado por profesionales de la salud del Grupo Asisa, para que tú y todos podamos pasar estos días de confinamiento de la manera más saludable y tranquila posible.

Porque ahora, más que nunca, necesitamos estar tranquilos.
Porque ahora, más que nunca, queremos estar cerca de ti.


COVID-19

Consejos si vivimos con una persona que padece el COVID-19


Consejos para pacientes del COVID–19

La consecuencia más grave que puede producir a un individuo el COVID–19 es la afección pulmonar que puede derivar en neumonía. Es importante que los pacientes aquejados por el COVID-19, en la medida de lo posible, realicen ejercicios para aumentar la capacidad pulmonar y la dificultad respiratoria.

NOTA IMPORTANTE: Siempre que un paciente note insuficiencia o dificultad respiratoria póngase en contacto con un médico.


Ejercicios respiratorios para pacientes de COVID-19

Respiración Labios fruncidos:

Ejercicios de espiración lenta con la boca abierta:

Respiración abdominal:

Respiración costal:


Ejercicios físicos para pacientes de COVID–19

Es importante realizar ejercicios físicos, tanto de fuerza como aeróbico, a diario durante 30 minutos, para no perder o para recuperar tono muscular y mejorar el estado físico. Evidentemente siempre que sea posible.

Si tienes fiebre o dificultad respiratoria no lo hagas, descansa y espera a encontrarte mejor.

Evita el sedentarismo: haz un ejercicio aeróbico y ejercicios leves de fuerza con brazos y piernas

Controla la respiración durante los ejercicios y mantente hidratado.

Sintomatología y diferenciación

Muchas patologías comparten varios síntomas con los producidos por el COVID – 19. Lo que nos puede hacer caer en diagnósticos equivocados, tratamientos erroneos o producirnos preocupaciones innecesarias. En este cuadro esquemático te enseñaremos a diferenciar cada patología, según sus síntomas, para que puedas actuar en consecuencia y estar más tranquilo.


Llegó la primavera. Llegó la alergia

Estamos en época de alergias. Por eso y aunque no salgamos a la calle, es normal experimentar ciertos síntomas que podrían confundirse con los del COVID – 19 y hacernos pasar un mal rato e incluso tomar medidas y tratamientos innecesarios y contraproducentes. Pero entonces… ¿Cómo las diferenciamos? Conociendo a nuestro enemigo.


Síntomas principales del COVID - 19

Consejos

Sueño

Duerme 8 horas al día

Los adultos deberíamos dedicar al sueño entre 7 y 9 horas. Dormir bien es fundamental, tanto para el cuerpo como para el estado de ánimo; dormir bien es imprescindible para deshacerse del cansancio pasado y hacer acopio de energía para la actividad futura. La falta de sueño puede acarrear efectos tan perjudiciales como la hipertensión, el sobrepeso, la diabetes, la pérdida de memoria o la depresión y ansiedad.


Puedes conseguirlo, si no tienes ninguna enfermedad que te lo impida, siguiendo unas sencillas pautas de comportamiento:


Ejercicio físico

Haz ejercicio físico al menos 30 minutos al día

Es bueno realizar entre 30 minutos y una hora de ejercicio físico al día. Nos servirá para no perder masa muscular y para mantenernos en forma, y nos ayudará a hacer más llevadero el aislamiento. Con el ejercicio físico el cerebro segrega endorfinas, la hormona de la felicidad.

Aquí te dejamos unos consejos que pueden ser de utilidad:

Nutrición saludable

¿Qué comer durante el aislamiento?

En época de aislamiento o cuarentena hacemos menos ejercicio y esfuerzo físico. Por esta razón, para controlar el peso, es necesario mantener una dieta más controlada en grasas y elegir una dieta variada, que incluya alimentos de diferentes grupos: cereales, frutas, hortalizas, aceites, lácteos, carnes, pescados, huevos, azúcares, etc. De esta forma, a través de la combinación de los alimentos, obtendremos todos los nutrientes que nuestro organismo necesita. Conviene evitar el consumo en exceso de la carne roja y potenciar el consumo de pescado azul y verduras. Cuando se vaya a hacer la compra, hay que hacer una lista de la compra según el número de personas y perfiles que haya en casa, ya que no son iguales las necesidades de un adolescente, un niño o un anciano.

Trata de evitar los congelados y los ultraprocesados, ya que los conservantes que suelen usar para ampliar su fecha de caducidad son sal, grasas saturadas y azúcares añadidos (elementos poco recomendables de por sí para una dieta saludable, pero aún más en la situación que nos encontramos).

Aquí te dejamos unos consejos que pueden serte de útiles:

  • Controla más que nunca las raciones. Como ya hemos dicho, tu gasto calórico se verá reducido con respecto a tu vida normal, con lo cual, tu consumo calórico también debería reducirse.
  • Come más fruta y hortalizas: procurando llegar a cinco piezas o raciones al día como mínimo. Incluir fruta en el desayuno y una ensalada en la comida.
  • Controla la sal.
  • Evita los platos precocinados, snacks y bollería industrial.
  • Una rutina regular ayuda a controlar tu dieta y tu peso.
  • Bebe entre 1,5 y 2 litros de agua al día.

Hay ciertos alimentos o grupos de alimentos indispensables en una lista de la compra para periodos largos. Recuerda que está permitido cada día hacer la compra en el supermercado, aunque es bueno tener reservas de:

Además, si vas a recurrir a las conservas de alimentos, busca aquellos que su temporada de consumo es corta ya que apenas pierden sus propiedades nutricionales, como las legumbres o los pescados azules.

Salud mental

La situación que estamos viviendo es totalmente atípica y puede llegar a provocar cuadros de ansiedad o estrés. Aquí te dejamos unos consejos para evitar estas dolencias, adaptados al momento que estamos viviendo:

Información sí, pero no demasiada

Tómate un tiempo para desconectar sobre el coronavirus: estar informado es importante. Pero reserva un tiempo libre de noticias o información sobre el virus, porque lo único que te provocará es ansiedad y estrés. Además, siempre que te informes, busca fuentes fiables y duda de las informaciones que te llegan sin contrastar por medio de redes sociales o conocidos. Desconecta de vez en cuando del Whatsapp y de las redes sociales para no estar siempre pensando en el mismo tema.


Adecue la información a cada perfil

Es importante explicar lo que está sucediendo a los más pequeños de la casa, pero siempre adecuando la información a sus edades. Sin transmitirles miedo o ansiedad pero sí la importancia y la seriedad del asunto. Esto ayudará a que estén más concienciados y tengan mejor predisposición a la hora de lavarse las manos o permanecer en casa.


Humor

Reírse es el mejor antídoto contra el miedo, el pánico, la ansiedad y el estrés. Un recurso en las redes sociales y WhatsApp pueden ser los memes. Trata de quitarle hierro al asunto y de buscar el lado positivo de las cosas.


Entretén a tu mente y entrénala

Lee, pinta, escribe, canta, baila, ve series, juega a juegos de mesa, ve películas, haz manualidades, descubre los videojuegos, haz sudokus, crucigramas, escucha música o toca algún instrumento. Distraer la mente y evadirla de la situación ayudará a reducir el estrés y la ansiedad.

Mantén el contacto con los tuyos digitalmente

Somos seres sociables. Necesitamos socializar con otros seres humanos y hablar, contactar o saber de nuestro entorno. Afortunadamente, vivimos en una época que nos ofrece miles de oportunidades para poder mantener el contacto con nuestros seres queridos, familiares y amigos. Busca varios momentos al día para hablar con ellos. Ese apoyo social es básico para situaciones como la que estamos viviendo.

Márcate una rutina

Trata de mantener unos horarios estipulados para levantarte de la cama, hacer ejercicio, comer, leer, cenar e irte a la cama. Te ayudará a llevar mejor la cuarentena y ayudará a tu mente a mantenerse estructurada.

Mantén la higiene corporal y ¡quítate el pijama!

No debemos olvidar la higiene y la apariencia personal. Puede parecer algo más mundano y de menos importancia, pero es importante seguir manteniendo hábitos de higiene. Ducharse todos los días, no permanecer todo el día con el pijama puesto, afeitarse, cortarse las uñas, lavarse los dientes… será muy bueno para nuestra salud mental y también lo agradecerán nuestros acompañantes.

Tomar el sol siempre que se pueda

La vitamina D y las demás propiedades que proporciona el sol a nuestro cuerpo van a seguir siendo necesarias, a pesar del aislamiento. Se recomienda tomar el sol al menos 20 minutos al día, aunque sea a través de una ventana. En caso de que no se pueda, trata de solventar esta carencia con complejos vitamínicos.

Apaga la televisión

En momentos como estos, consumimos de media el doble de televisión; de 3 horas y media al día, a casi 8. Esta vida más sedentaria puede ocasionarte muchas patologías o problemas como por ejemplo: una bajada de tus defensas, aumento de peso y colesterol, mayor predisposición a sentirse deprimido y solo o incluso provocarte perdida visual y dolores musculares. Apaga la televisión de vez en cuando y trata de hacer otras actividades en su lugar. Te lo agradecerá tu mente y tu cuerpo.

Tómate un tiempo cada día para ti

Si estás rodeado de tu familia, no olvides nunca, que eres un afortunado. Estar rodeado de los que más te quieren y no afrontar esta situación solo es una gran ventaja. Aún así, trata de tomarte cada día un tiempo para ti, en soledad. Sal a la terraza, al jardín o descansa a solas en tu habitación. Te ayudará a descansar la mente y mejorará la relación con los tuyos.

Por ti. Por los que más quieres. Por todos.

De ti depende cómo enfocar esta situación. Hacerlo como una decisión personal y con conciencia social, te ahorrará frustraciones, enfados y estrés; lo que ayudará a que estés mejor mentalmente. No olvides que esto no lo haces porque estás obligado a hacerlo, lo haces por las personas a las que quieres. Lo haces por todos. Sentirse orgulloso y responsable son sensaciones muy reconfortantes y saludables.

Mecánicas para controlar la ansiedad

En la vida y más en este momento, debemos saber que siempre hay dos tipos de situaciones:

Lo único, frente al Coronavirus, que está en tu mano y que SÍ puedes controlar, es seguir las recomendaciones sanitarias y permanecer en casa. El resto de consecuencias que pueda o no traer esta situación que estamos viviendo: crisis económicas, incertidumbre en el futuro, el comportamiento de otras personas… Todo eso se escapa a nuestro control y si le dedicamos mucho tiempo a darle vueltas a estos temas, lo único que conseguiremos es que nuestro nivel de ansiedad, depresión o estrés se dispare.


Trata de no tener una actitud negativa y céntrate en todas aquellas cosas que SÍ puedas controlar. En hacer tu parte bien y sentirte bien contigo mismo. Si te centras en el resto de cosas, no solucionarás nada y solo estarás perjudicándote a ti mismo.



Técnicas de Respiración para luchar contra la ansiedad

Una respiración correcta favorece el funcionamiento de nuestro organismo: ayuda a que los nutrientes esenciales lleguen a los tejidos, aporta energía y nutrientes esenciales a los tejidos y aporta energía a órganos y músculos del cuerpo. Además pueden ser muy útiles en situaciones de crisis de ansiedad.


A continuación te explicamos una técnica de respiración que podrá ayudarte a calmarte:


  • Túmbate o siéntate cómodamente y cierra los ojos
  • Espira: Expulsa todo el aire de tus pulmones.
  • Inspirar: Toma aire de manera constante y tratando de dirigirlo a la parte inferior de los pulmones.
  • Contén el aire: haz una pequeña pausa una vez hayas terminado de inspirar.
  • Vuelve a insipirar: lentamente saca todo el aire de tus pulmones y concéntrate en cómo sale el aire y en las sensaciones que te produce.
  • No pienses en nada más. Pon todos tus sentidos y concentra tu mente en la tarea de respirar.

Repite esta técnica las veces que sean necesarias hasta que recuperes tu estado anímico normal.


Videoconsejos

Videoconsejos de nuestros especialistas

En esta sección encontrarás vídeos con consejos más detallados de nuestros propios especialistas en primera persona sobre salud, prevención, hábitos... Cada semana iremos subiendo los vídeos que nuestros especialistas nos manden para que puedas verlos y aplicarlos.


Hoy la Dra Mº Ángeles García nos hablará sobre la importancia de la Vitamina D y cómo conseguirla.




Teletrabajo

Recomendaciones para que el teletrabajo no te lleve de cabeza

El teletrabajo es nuevo para muchos de nosotros y requiere un periodo de adaptación. La paciencia, la constancia y la autoexigencia son factores clave para llevarlo a cabo.

A continuación, te damos algunos consejos:

Y recuerda que ante cualquier eventualidad, siempre puedes pedir ayuda a tu supervisor o a los compañeros de Recursos Humanos, si lo necesitas.

Evita lesiones por el teletrabajo:

Entretenimiento

¿Un poco de lectura para la espera?

Es necesario desconectar de vez en cuando y evadirte de la situación. Un buen método es entretener tu mente pintando, escuchando música o leyendo.

Por eso, desde Asisa, te damos acceso a tus revistas favoritas para así hacer más llevadera esta cuarentena y que puedas desconectar un poco.


Descárgalas aquí y disfruta de tu lectura: